BUSCANDO A MI TUTOR

Tiempo de lectura: 7 minutos
BUSCANDO A MI TUTOR

De hace un tiempo para aquí estoy escuchando cada vez más la frase: “Estoy buscando a mi tutor o un mentor”. Voy a ver si explico un poco esto.

Desde que escribí el post 9º CAPÍTULO: MENTOR O TUTOR O AMO, me he fijado más en las publicaciones en redes sociales y veo que, cada vez más, se solicita más la ayuda de Tutores o Mentores.

Directamente he recibido en menos de 2 semanas 5 conversaciones (que no peticiones) sobre la labor de un Tutor. Al leerse el post les quedó más claro, pero se me olvidó poner lo que aquí voy a abordar: Como solicitar y conseguir la ayuda de un Tutor.

SOY NUEVA Y NECESITO UN TUTOR QUE ME GUIE

Todos hemos nacido sin aprender y poco a poco hemos ido adquiriendo conocimientos y experiencia. En ocasiones necesitamos de un profesor, un tutor, un mentor, de alguien que sepa guiarnos. Esa persona ha de ser de confianza, que nos transmita la tranquilidad de saber que estamos aprendiendo correctamente.

Aquí llega el primer problema, en un mundo tan oculto e íntimo ¿Cómo preguntar quién es un Tutor y que esté dispuesto a aceptarte como pupila? Lo primero que pensáis es “que vergüenza, que van a pensar de mí”, pero eso es algo que hemos pasado todos. No hay un catálogo de Tutores, mentores y guías, no hay una tienda, y tampoco se va pregonando que aceptas pupilas.

Entonces, ¿Cómo puedes conseguir que alguien tome parte de su tiempo para ser tu Tutor? Todo empieza por conocer a la gente, hacer preguntas en los foros, en los grupos, y participar en los debates (aunque te equivoques al dar tu opinión, ellos te rectificarán y te ayudarán). De esta manera podrás comprobar el carácter de cada persona, su paciencia, sus dotes pedagógicas y su capacidad de resolver dudas de forma satisfactoria. Puedes tantear si esas personas le podrían interesar formar a una persona en BDSM.

UNA DOSIS DE PREGUNTAS

Como surgen tantas preguntas, voy a intentar poner algunas de ellas y la consecuente respuesta a esas preguntas.

  • ¿Qué rol puede ser mi Tutor?
    • Ambos roles pueden ser Tutor de ambos roles. Una persona Dominante puede tutorizar a otra persona dominante o a una persona sumisa. Lógicamente, una persona sumisa puede hacer lo mismo con ambos roles. Si, una persona sumisa puede tutorizar a un Dominante, de hecho, creo que sería lo ideal, ya que puede decir de primera mano en que acierta o se equivoca.
  • ¿Hay una edad máxima o mínima para ser pupila?
    • No, no hay una edad máxima, pero sí que hay una mínima (aunque sea por ética moral) que es la mayoría de edad. Se puede tutorizar a una persona de 18 años o de 65 sin problemas.
  • ¿Está muy fuera de protocolo pedir a alguien que sea tu tutor, para instrucción y asistencia tal vez a eventos, pero sin que exista relación íntima?
    • El Tutor, por norma general, no tiene una relación íntima con la persona tutelada. Lo normal es que la relación sea de dos personas que se conocen. Con el tiempo se puede forjar una amistad, pero no es algo normal que llegue a relación íntima.
  • ¿Un Tutor tiene que hacer sesión conmigo?
    • El Tutor no tiene por qué hacer una sesión, pero si la persona tutelada pacta con su Tutor que para conocer ciertas prácticas (como Bondage) es necesario una sesión, ambos lo pueden valorar. ¿Obligación? Ninguna.
  • ¿Cuánto dura la tutoría?
    • El tiempo necesario hasta que el Tutor de como apto el aprendizaje de la persona tutelada. ¿Cuánto puede ser? Un mes, tres meses, un año, no se puede definir ese tiempo, dado que cada persona tiene su nivel de aprendizaje y el Tutor tiene su nivel de enseñanza.
  • ¿El tutor tiene que ser del sexo contrario o puede ser de mí mismo sexo?
    • El Tutor puede ser del mismo sexo que la persona tutelada, de esta manera quizás pueda sentirse más tranquila.
  • ¿Por qué ahora no hay tantos Tutores como antes?
    • Dada la gran cantidad de personajes indeseables se ha reducido la motivación por enseñar a gente. Te encuentras con personas que realmente quieren aprender en 2 días todo y ser un Master of Universe (y se quedan en Master off BDSM). Puedes y deberías hacerlo. Si es una persona que genera confianza te lo dirán y eso aumentará tu seguridad en esa persona.

Espero que haya dejado un poco más clara las cosas y que todas aquellas personas que busquéis un Tutor lo podáis encontrar. Hacerlo con seguridad, con tranquilidad y disfrutar de las bondades del BDSM.

MI EXPERIENCIA PERSONAL

¿Cómo me hice Tutor? Pues no por decisión propia, desde luego. Recibí un mensaje de una persona que solicitaba información sobre este tema. Cuando resolví sus dudas me solicitó que fuese su Tutor y tras meditarlo y hablar lo necesario, acepté la oportunidad. Unos días más tarde recibí un mail, en este caso solicitando expresamente que yo fuese su Tutor. Esta segunda pupila no quería a otra persona. Nuevamente tras hablar las cosas, acepté tutorizarla.

Por ahora la experiencia es buena y puedo decir que estoy orgulloso de su aprendizaje. Sobra decir que estoy disfrutando de esta parte pedagógica y por supuesto me alegro del día que ambas personas me otorgaron la oportunidad de realizar algo así.

Espero que os haya gustado este artículo y que disfrutéis cada día del aprendizaje que podemos conseguir con tantas personas.

Recuerda que yo no soy ningún Maestro, solo soy una persona que expresa su experiencia y conocimientos dentro de nuestra cultura.

Vive el BDSM con RESPETO y HUMILDAD.

Impactos: 215

Comparte
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

¿Por qué no nos dejas un comentario?

error: Este contenido está protegido !!
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para mostrarte publicidad relacionada con sus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de sus datos para estos propósitos. Ver Política de cookies
Privacidad
A %d blogueros les gusta esto: